Mundo bebés Desarrollo cognitivo: claves para descubrir el mundo
Desarrollo cognitivo

Cómo estimular el desarrollo cognitivo en tus hijos

El desarrollo cognitivo es un proceso a través del cual tu hijo adquiere una serie de habilidades que le permiten interactuar y desenvolverse en su entorno. Por ello es importante estimular al máximo sus capacidades, sobre todo a partir de los primeros años de vida, cuando ya empieza a caminar, hablar y a jugar.

 

Por lo general, durante esta primera etapa los niños suelen ser curiosos; se mantienen alerta a lo que les rodea. Aprovecha esta curiosidad y avidez en tu niño para entender el mundo y motiva su estimulación temprana. Puedes hacerlo a través de juegos y actividades lúdicas que potencien su intelecto y capacidades.

 

Ejercicios para favorecer el desarrollo cognitivo en tu hijo

Las actividades lúdicas y los juegos son estrategias técnicas fundamentales en este proceso de desarrollo cognitivo. A continuación, te mostramos una serie de actividades para estimular los sentidos y las capacidades de los niños.

 

1. Cuéntale cuentos

La lectura es clave para el desarrollo cognitivo de los niños. Leer estimula la memoria y la capacidad imaginativa. Abre puertas infinitas hacia el mundo de la imaginación. Cuéntale cuentos a tu hijo, preferiblemente que sean acordes con su edad. Si puedes realizar esta actividad en voz alta, en tono jovial y alegre, tal como los cuentacuentos, mucho mejor.

 

2. Cántale canciones

La música, al igual que la lectura, estimula los sentidos al cien por cien. Por lo tanto, canta canciones infantiles con tu pequeño; con esta actividad no solo estimularás el área lingüística, sino también la memoria.

 

Realiza esta actividad con regularidad. Busca las canciones adecuadas para su edad, canta con él o ella en voz alta y con entusiasmo. Notarás cómo aprende a pronunciar las palabras más rápido.

 

3. Juega y haz que se divierta para estimular su desarrollo cognitivo

Los niños siempre están dispuestos a jugar a lo que sea, a cualquier hora y en cualquier lugar o con cualquier tipo de objeto. Recuerda que todos los juegos pueden ser estimulantes para la mente.

 

La cantidad de juegos que puedes hacer con tu hijo es infinito: desde juegos con objetos tan sencillos como cubos, lápices, linternas y material reciclado, hasta juegos que estimulen la actividad motriz, como pasar la pelota en el jardín, entre muchos otros.

 

Es recomendable que comiences con los juegos en los que tu hijo muestre más interés.Así se sentirá más cómodo. Más adelante podrás mostrarle muchos otros.

 

4. Haz que conozca el mundo a través de los sentidos

Lo primero que debes saber es que, para desarrollar en tu hijo inteligencias múltiples, los cinco sentidos deben ser activados al máximo: gusto, olfato, tacto, vista y oído.Los sentidos son el medio por el cual tu hijo interpreta el mundo. Concéntrate en estimularlos a través de juegos; por ejemplo, la pintura y el dibujo contribuirán con el desarrollo de la vista.

 

Por último, si tienes la oportunidad de acondicionar un cuarto de juegos para tu pequeño, estaría genial, ya que crearías un espacio en el que podrá realizar actividades y juegos sencillos que lo empujen y lleven más lejos.

 

Con tu trabajo de estimulación cognitiva, con mucha paciencia y dedicación, conseguirás que tu hijo sea el mejor de la clase y que vaya siempre un paso adelante.



banner bebes