Mundo bebés La gestación y los cuidados que debes tener en este periodo
Cuidados escenciales en la gestación

Gestación: 3 cuidados esenciales que debes tener

El embarazo es una etapa preciosa y llena de emociones, pero también de cuidados. Si lo haces de forma adecuada, podrás llevar tu gestación a feliz término y disfrutar a plenitud de todo el proceso.  Aquí te indicamos 3 aspectos que debes cuidar en este periodo: los controles médicos, tu alimentación y tu estado emocional.

 

Asiste a tus controles médicos

Apenas veas tu test de embarazo positivo debes pedir la primera cita médica. El control prenatal es primordial para prevenir problemas con la gestación y con el parto. Además, es la única forma de supervisar el avance correcto de tu cuerpo y el desarrollo del bebé que llevas en tu vientre.

 

Ten por seguro que vas a disfrutar de cada consulta, en especial de las ecografías, donde podrás ver poco a poco como se forma tu bebé. Podrás escuchar su corazón latir, ver su cabeza, sus manitos y cómo se mueve. Y cuando ya estés en el último trimestre, con una ecografía 3D verás a detalle el rostro de tu hijo.

 

La gestación implica alimentarte de forma adecuada

Estar embarazada no implica que debas comer por dos personas, pero si debes ser más consciente de los alimentos que ingieres y controlar las porciones. Durante la gestación lo ideal es priorizar las frutas y verduras frescas, grasas poliinsaturadas, proteínas vegetales o animales y carbohidratos complejos. De esta forma, aportas a tu bebé muchas vitaminas y minerales que necesita para formarse y crecer, como el ácido fólico, hierro, calcio y vitamina B12.

 

El ICBF y la FAO (2018), en las Guías Alimentarias Basadas en Alimentos para mujeres gestantes, madres en periodo de lactancia y niños menores de 2 años, recomiendan que incluyas todos los grupos alimenticios a tu dieta.

 

¿Qué recomiendan las GABAS?

  • Come lácteos a diario, puede ser un vaso de leche entera o de yogur.
  • Incluye verduras y vegetales frescos en dos de tus comidas cada día.
  • Come diariamente una porción de fruta.
  • Ingiere una moderada porción de grasas poliinsaturadas cada día, en forma de aceites crudos, aguacate o frutos secos como almendras, maní o nueces.
  • Agrega a tus comidas principales una ración de proteínas. Come pescado al menos una vez en la semana y carnes rojas solo 2 veces por semana.
  • Reduce la ingesta de golosinas, productos de repostería y panadería, bebidas azucaradas y frituras.
  • Incluye siempre una pequeña porción de carbohidratos complejos a tus comidas como los tubérculos, harinas o cereales.
  • Opta por preparaciones al horno, salteados, al vapor o hervidos.

 

Además de cuidar los alimentos que consumes debes moderar las porciones. Si comes en grandes cantidades, subirás mucho de peso y tendrás mayor riesgo de presentar diabetes gestacional. Por otra parte, te será mucho más difícil recuperar tu figura tras el parto.

 

Lo ideal es que durante la gestación aumentes entre 7 a 12 kilogramos de peso, no más que eso. Un nutricionista puede ayudarte a conseguir este objetivo y orientarte sobre las cantidades adecuadas que debes comer de cada alimento. Así, vas a poder disfrutar de tu embarazo y de tus antojos de forma moderada.

 

Preparación para el parto y la lactancia

Aunque no lo creas, la gestación puede ser un periodo estresante, en especial cuando se acerca el momento del nacimiento. Por eso, una buena opción sería apuntarte a uno de los programas que brindan las entidades médicas. Se trata de un grupo de especialistas que buscan enseñarte todo sobre el embarazo, el parto y el periodo posparto.

 

Asistir a estas reuniones desde las primeras etapas del embarazo va a ayudarte a disfrutar más de la gestación y a prepararte para el nacimiento. Este apoyo emocional te ayuda también a manejar la ansiedad que puedas sentir por el desarrollo de tu bebé.

 

Además, aprenderás técnicas para conectarte con tu hijo desde que está en tu vientre. Una de ellas es la meditación y otra la estimulación auditiva. Hablar con tu bebé durante el embarazo o exponerlo a la música clásica de forma controlada ha demostrado ser beneficioso para su desarrollo (Gebuza et al., 2018)

 

Ya sabes, cuídate mucho durante tu gestación, asiste a tu médico de forma regular, aliméntate de forma equilibrada y trabaja en tu bienestar mental. Pero, sobre todo, disfruta al máximo de estos 9 meses y de la experiencia de estar embarazada.

 

 

Bibliografía:

• ICBF y FAO. (2018). Guías alimentarias basadas en alimentos para mujeres gestantes, madres en periodo de lactancia y niños menores de 2 años. Recuperado de: https://www.icbf.gov.co/sites/default/files/gabasmenor2anos_documentotecnico_2018.pdf
• Gebuza G., Zaleska M., Kaźmierczak M., Mieczkowska E., Małgorzata G. (2018). The Effect of Music on the Cardiac Activity of a Fetus in a Cardiotocographic Examination. Adv Clinic Exp Med (5): 615-621.