Mundo bebés
Aliviar el reflujo

Reflujo en los niños: cómo aliviar este malestar en tus hijos

El reflujo puede causarte preocupación, pero debes saber que es un síntoma común en los primeros años de los más pequeños. Este se produce cuando los alimentos y el ácido estomacal salen hacia el esófago, que es el canal entre el estómago y la boca de tu bebé.

 

Si quieres saber más sobre el reflujo y cómo ayudar a tu bebé a reducir esta molestia, te lo explicamos a continuación.

 

¿Qué causa el reflujo en los niños?

Hay una especie de grifo entre el esófago y el estómago. Es un músculo llamado esfínter esofágico inferior. Cuando tú o tu bebé tragan un alimento, ese músculo se relaja para que los alimentos pasen del esófago al estómago. Este grifo interno suele estar cerrado y el contenido del estómago no regresa al esófago.

 

Los niños que tienen reflujo aún no tienen este músculo 100% desarrollado, por lo que el contenido del estómago puede volver al esófago.

 

¿Cuáles son los síntomas?

El reflujo es una de las dolencias comunes en bebés entre los 12 y los 14 meses. Al menos la mitad de ellos llega a experimentarlo.

 

Si tu bebé sufre reflujo podría llorar, estar irritable y presentar problemas para comer.

 

También pueden tener inconvenientes para dormir, cólicos, vómitos fuertes y variaciones de peso.

 

¿Cómo diagnosticar el reflujo?

Para saber exactamente si el niño tiene reflujo, el médico debe hacer un examen físico. Además, querrá saber sobre los síntomas.

 

En algunos casos se deben hacer radiografías que muestren el esófago y estómago. De igual modo, podría hacerse una endoscopia.

 

¿Cómo tratar el reflujo y evitarlo?

En los bebés, el reflujo se cura con el tiempo. Sin embargo, los especialistas dan las siguientes recomendaciones para controlar los síntomas:

 

  1. Eructar.Haz que tu bebé eructe algunas veces después de cada comida.
  2. 30 minutos en posición vertical.Después de comer trata de mantener al bebé en posición vertical por al menos treinta minutos. Recuerda que estar sentado empeora elreflujo en los pequeños.
  3. Comidas en porciones reducidas.Dale a tu hijo comidas pequeñas con mayor frecuencia a lo largo del día.
  4. Fíjate en el tamaño de la tetina.Una tetina demasiado grande o pequeña puede hacer que tu bebé trague aire y por ende sufra dereflujo.
  5. Cambiar la fórmula.Tal vez sea necesario cambiar la fórmula que le das a tu hijo o evitar ciertos alimentos. Haz estos cambios según las recomendaciones específicas de tu pediatra.

 

Si sigues estas recomendaciones a tiempo, el reflujo será un recuerdo pasajero y tu hijo seguirá creciendo sano y feliz. ¡Dale la mejor atención siempre!

 

Bibliografía:

Clínica Mayo. (14 de abril de 2020). Reflujo infantil. Recuperado de https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/infant-acid-reflux/symptoms-causes/syc-20351408

Organización Mundial de la Salud (OMS). (31 de agosto de 2018). Alimentación sana. Recuperado de https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/healthy-diet