Mundo saludable
Crema de espinaca

Crema de espinaca: una receta sencilla y rápida para cualquier ocasión

La crema de espinaca es una receta fácil, sana y deliciosa que puedes hacer en cualquier momento. Es una de las formas más populares de preparar estas verduras de hoja verde, ideal para comerla sola en una cena o como parte de un almuerzo. Es especial para esos días en los que necesitas hacer una comida rápida, rica y nutritiva.

 

Y es que las espinacas cuentan con excelentes propiedades antioxidantes, un elevado contenido de agua y un bajo aporte calórico. Son muy versátiles y tienen un gran valor nutricional pues son ricas en vitaminas A, del grupo B, C, E y F. También, cuentan con minerales como el calcio, potasio, magnesio, zinc y hierro. Destaca su cantidad de fibra que ayuda a regular el tránsito intestinal, y de folato (ácido fólico) que contribuye a la salud del cerebro (Ware, 2021).

 

Por eso, la crema de espinacas es perfecta para incorporar en tu plan de alimentación saludable. Aquí puedes ver el paso a paso para prepararla. Solo necesitas algunos ingredientes que de seguro tienes en tu cocina.

 

Paso a paso para preparar una rica crema de espinaca

 Ingredientes

  • 5 tazas de espinacas frescas
  • 3 tazas de agua
  • 1 cebolla finamente picada
  • 2 ajos finamente picados
  • 2 cucharadas de harina de trigo
  • 3 tazas de bebida vegetal de soja
  • 1 cubo de caldo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharada de moringa en polvo
  • Sal baja en sodio al gusto
  • Cilantro para decorar
  • Pan tostado para acompañar

 

Preparación

  1. En una olla, sofríe la cebolla y el ajo con el aceite de oliva hasta que la cebolla esté suave y transparente.
  2. Lava muy bien las espinacas, agrégalas a la olla y sazónalas con sal baja en sodio al gusto. Luego cúbrelas con agua y añade el cubo de caldo y la moringa en polvo.
  3. Déjalas cocinar durante 5 minutos. Luego incorpora esta mezcla en la licuadora. Licúa y reserva para preparar la crema de espinaca
  4. En otra olla, calienta la bebida vegetal de soja con la harina de trigo, revolviendo constantemente para que no se formen grumos.
  5. Al hervir, incorpora la preparación de espinaca licuada y cocina a fuego lento por 15 minutos sin dejar de revolver.
  6. Cuando esté lista la crema de espinaca sirve bien caliente, decora con cilantro y acompaña con pan tostado.

 

Esta crema de espinaca queda muy sabrosa y de consistencia cremosa. La bebida vegetal de soja le aporta un sabor más neutro y hace que resalte el sabor inconfundible de la espinaca. Si quieres que sea más líquida debes añadir más agua en la cocción. También, puedes pasar por un colador la mezcla de espinaca licuada para tener una textura más suave (Mena, s.f.).

 

Como puedes ver, esta crema de espinaca es muy fácil de hacer. En unos minutos, tendrás un plato muy saludable que le gusta a todos. Además, es una buena forma de comer esta verdura y aprovechar los beneficios de incluirla en tu dieta habitual.

 

Es tiempo de vivir Saludable

 

 

Referencias Bibliográficas:

Mena, L. (s.f.). Espectacular crema de espinaca sin leche o crema, ¡receta saludable! Recuperado de https://www.cocinadelirante.com/receta/sopa/receta-facil-de-crema-de-espinaca-sin-leche
Ware, M. (6 de enero de 2021). Beneficios para la salud y valor nutricional de la espinaca. Medical News Today. Recuperado de https://www.medicalnewstoday.com/articles/es/espinaca