Mundo saludable
Suplementos nutricionales

Los suplementos nutricionales que mejoran tu salud

Carbohidratos, grasas y proteínas no son lo único importante cuando hablamos de nutrición. Tu cuerpo también necesita vitaminas y minerales para mantenerse saludable y activo. Por eso, aquí te contamos todo sobre los suplementos nutricionales, dónde obtenerlos y cómo garantizar su consumo adecuado.

 

¿Cuáles suplementos nutricionales debes incluir en tu dieta?

Las vitaminas y minerales, también llamados micronutrientes, que tu cuerpo necesita son muchos. Algunos de ellos son más difíciles de obtener que otros, por ejemplo la familia de vitaminas B12, A y D, además de yodo, magnesio, hierro, ácidos grasos poliinsaturados y omega 3.

 

Para asegurarte de obtener estos micronutrientes en tu dieta, toma nota de los siguientes suplementos nutricionales.

 

Aguacate

El aguacate es considerado un súper alimento porque da a tu cuerpo grasas buenas poliinsaturadas; asimismo, aporta proteínas. Una pequeña porción en tus comidas te ayudará a sentirte más saciado, tener más energía y mejorar la salud de tu corazón (American Heart Association, 2015).

 

Pescados de agua salada

El pescado ofrece a tu cuerpo una buena cantidad de yodo (FAO, s.f.). Este mineral es esencial para crear la hormona tiroidea y prevenir el hipotiroidismo. Además, aportan omega 3, que es importante para el desarrollo cerebral, mantener el colesterol bajo y prevenir problemas circulatorios.

 

Lo ideal es que comas al menos dos veces por semana una porción de pescado de agua salada (como atún, salmón o sardinas). De esta forma, podrás disfrutar de sus beneficios nutricionales. Otra alternativa es consumir sal fortificada con este mineral. Ten en cuenta que la Organización Mundial de la Salud (s.f.) recomienda no exceder los 5 gramos (o una cucharadita) de sal al día.

 

Frutos secos

Los frutos secos como almendras, maní, pistacho o nueces también son suplementos. Aportan una alta cantidad de proteínas y de ácidos grasos poliinsaturados que mantienen tu colesterol bajo y tus arterias saludables. Además, tienen un buen efecto saciante, por lo que son ideales para merendar y bajar la ansiedad por golosinas. Al consumirlos, podrás mantener tu peso ideal.

 

Tofu

Las proteínas animales son las que tienen la mayor cantidad de hierro y vitamina B12; sin embargo, también puedes encontrar una buena porción de ellos en el tofu. Este alimento lo puedes comer a diario si lo deseas. Además, si lo acompañas con jugos o frutas cítricas, ayudas a tu cuerpo a absorber mayor cantidad de hierro.

 

Si eres vegano, además del tofu necesitas otros suplementos de vitamina B12. García y colaboradores (2019) dicen que es importante que consumas leches vegetales y cereales fortificados dos a tres veces por semana.

 

Bebidas energizantes

Las bebidas energizantes son un elemento muy útil para restablecer electrolitos como magnesio, potasio y zinc, entre otros. Lo ideal es que solo las tomes cuando realices ejercicio intenso, porque suelen tener una carga calórica muy alta.

 

La luz solar es también un suplemento nutricional

La luz solar es un suplemento, ya que tu piel la necesita para sintetizar la vitamina D3. Este elemento le ayuda a tu cuerpo a captar calcio y mantener tus huesos, articulaciones y sistema inmune saludables.

 

El National Institutes of Health (2020) explica que debes recibir la luz del Sol cada día para obtener suficiente vitamina D. No es suficiente con sentarte al lado de una ventana o caminar en exteriores en un día nublado. Lo mejor es que hagas ejercicio físico todos los días al aire libre; eso sí, durante las horas de menos sol (8 a 9 am o 4 a 5 pm) y usando tu protector solar.

 

Navarro y Quesada (2015) aseguran que otra opción para obtener este nutriente es tomar leche fortificada con vitamina D2. Puede ser especialmente útil en estos tiempos de resguardo en casa, así como en épocas lluviosas o de invierno.

 

Los suplementos naturales o superalimentos pueden brindarte todos los nutrientes que necesitas. Agrégalos a tu dieta en las porciones correctas y te mantendrás saludable.

 

Es tiempo de vivir Saludable

 

Bibliografía:

Organización Mundial de la Salud (OMS) (s.f.). Reducir la ingesta de sodio para reducir la tensión arterial y el riesgo de enfermedades cardiovasculares en adultos. WHO.int. Recuperado de https://www.who.int/elena/titles/sodium_cvd_adults/es/#:~:text=Recomendaciones%20de%20la%20OMS,g%2Fd%C3%ADa%20de%20sal).
Navarro C. & Quesada J.M. (2015). Vitamina D, determinante de la salud ósea y extra ósea; importancia de su suplementación en la leche y derivados. Nutrición Hospitalaria, 31 (2), 18-25. Recuperado de https://doi.org/10.3305/nh.2015.31.sup2.8678
National Institutes of Health (2020). ¿Qué es la vitamina D? ¿Qué efecto tiene? ODS.od.nih.gov. Recuperado de https://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminD-DatosEnEspanol/
García E., Gallego A. & Vaquero M. (2019). ¿Son las dietas vegetarianas nutricionalmente adecuadas? Una revisión de la evidencia científica. Nutrición Hospitalaria, 36 (4), 950-961. Recuperado de: https://doi.org/10.20960/nh.02550 American Heart Association News (2015). An avocado a day may help keep bad cholesterol at bay. Heart.org.
Recuperado de https://www.heart.org/en/news/2018/05/01/an-avocado-a-day-may-help-keep-bad-cholesterol-at-bay Food and Agriculture Organization of the United Nations (FAO) (s.f.). Nutrientes esenciales-minerales. FAO.org. Recuperado de http://www.fao.org/3/AB492S/AB492S04.htm